Recursos
  Enlaces
  Documentos
  Publicaciones
  Noticias



NOTÍCIES
Imprimir
INFORIES
25/07/2008
Líder de secta extraterrestre aprovecha las fiestas populares de España para difundir su mensaje
El peruano Sixto Paz Wells, fundador y líder de la Misión Rama, secta que tiene a los extraterrestres en el centro de su doctrina, se encuentra de gira por España.

Concretamente, y según explica la Red Iberoamericana de Estudio de las Sectas (RIES), ha acudido en varias ocasiones a Castilla y León, donde tuvo una conferencia y un taller en Zamora el pasado mes de abril, y lo mismo ha sucedido hace unos días en Valladolid. El pasado 24 de julio fue a la localidad zamorana de Villalpando. En el cartel de las fiestas en honor al Apóstol Santiago pudo verse, junto al anuncio de la tradicional misa y procesión, además de otros actos festivos populares, la convocatoria de la conferencia titulada "El plan cósmico" y del taller "Despertando la magia del ser interior".

Según informa la propaganda de este acto, organizado por el Ayuntamiento de Villalpando, Sixto Paz, "después de viajar por todo el mundo, compartiendo sus experiencias, llega a Villalpando para hablarnos sobre los cambios que nos esperan conforme nos acercamos a la llamada Sincronización de los Tiempos, momento en el que se producirá un renacimiento de la humanidad hacia un estado de conciencia superior". De todo ello se hizo eco esta pasada semana el portal digital Religión en Libertad.

El experto en sectas Luis Santamaría, miembro de la RIES, señala que "clasificada como secta ufológica, Misión Rama dice no tener una doctrina específica sobre Dios, el universo y el hombre, pero cuenta con una clara cosmovisión dominada por lo extraterrestre. De esta esfera le viene al hombre la revelación de la verdad". Además, afirma que "tras unas palabras bonitas que suenan a ecologismo y a crecimiento personal, tan típicas en el movimiento espiritual de la Nueva Era, encontramos un planteamiento totalmente extravagante de la realidad, que cambia a las personas y daña a las relaciones sociales (sobre todo familiares)".

Sixto Paz Wells y su Misión Rama se dieron a conocer en España a través del libro Ovnis, SOS a la Humanidad (1975) del ufólogo Juan José Benítez, en el cual relataba supuestos contactos de un grupo de jóvenes peruanos con seres de otros planetas en el desierto de Chilca. El libro provocó la aparición de muchos grupúsculos en España que pretendían seguir el modelo de contacto con extraterrestres llevado a cabo por un grupo de jóvenes peruanos, al frente de los cuales estaban los hermanos Paz Wells, Sixto y Carlos.

Al no poseer una estructura definida, la Misión Rama fue diluyéndose poco a poco aunque todavía quedaban algunos adeptos en Madrid cuando Sixto Paz vino a este país en la segunda mitad de la década de los 80. Fue entonces cuando se sometió al polígrafo en el famoso programa de "La máquina de la verdad" presentado por el periodista Julián Lago, dando como resultado que el señor Paz Wells no era veraz. Aunque el propio Sixto dio poco después por oficialmente clausurada la Misión Rama, buena parte de sus miembros siguieron con la misma en diversos países. En los últimos años Sixto Paz se ha dedicado a impartir conferencias sobre contactos extraterrestres en más de 40 países. Su mensaje es muy similar al de cualquier gurú de la Nueva Era.

Acto en Villalpando (Zamora)

El diario regional El Norte de Castilla informó de que desde la más remota antigüedad existen fenómenos extraños que parecen apuntar la presencia de seres ajenos a nuestro planeta. Son muchos los que aseguran que esos contactos con seres extraterrestres se siguen produciendo hoy en día. Quizás el 'contactado' más afamado del planeta sea el peruano Sixto Paz, quien sostiene desde el año 1974 que mantiene contacto con seres ajenos a nuestro mundo. La semana pasada estuvo en la localidad zamorana de Villalpando para impartir el taller titulado 'Despertando la magia del ser interior'.

«En 1973 me uní a una serie de personas que practicaban la meditación. A raíz de una serie de noticias referentes al proyecto Ozma nos planteamos la posibilidad de utilizar nuestro cerebro como antena receptora», cuenta Paz cuya experiencia dio un salto cualitativo en 1974, durante el transcurso de otro avistamiento 'previa cita'.

El diario local La Opinión-El Correo de Zamora anunció la actividad señalando que Sixto Paz Wells, experto en investigación sobre objetos voladores no identificados, evolución planetaria y cambio climático global, escritor y conferenciante pronunciaría en el Salón de Actos del Ayuntamiento de Villalpando, una charla titulada "El Plan Cósmico". En ella, continúa el mismo periódico, hablaría de la posible presencia de fenómeno Ovni a lo largo de la historia de la humanidad. «Invitaré a los asistentes a que hagan una reflexión sobre la existencia de la vida extraterrestres y el parentesco del ser humano con estos seres procedentes de otros planeta», dice Paz Wells, aunque reconoce que «para algunos todo esto pueda parecer ciencia ficción».

El sábado 26 de julio, también en la localidad de Villalpando, pero en esta ocasión en la Plaza de San Nicolás, este mismo personaje impartiría el taller "Despertando la magia del ser humano". La inscripción a esta actividad es de 30 euros y el número de plazas es limitado. Con esta segunda actividad Sixto Paz Wells pretende enseñar a los asistentes técnicas y ejercicios de relajación «para ayudarles a conectar consigo mismo».

Difusión de sus ideas en la prensa

El redactor Ángel del Pozo, del diario vallisoletano El Norte de Castilla, escribió a mediados de julio un artículo titulado “Contacto extraterrestre”, en el que se hacía eco de la cecana presencia de Sixto Paz en Villalpando, y explicaba de forma un tanto propagandística el mensaje que difunde el líder de la Misión Rama.

Desde la más remota antigüedad existen extraños incidentes que parecen indicar la presencia en la Tierra de seres ajenos a nuestro planeta. En el desierto Sahara, al sur de la cordillera de Tassili, Argelia, se hallan más de cinco mil pinturas en distintas oquedades. Henri Lhote fue el primero en explorarlas, en 1933, y las bautizó como 'los marcianos'. Contienen una información detallada de la vida del hombre prehistórico, reproducen animales con gran fidelidad, pero junto a ellos extraños seres de enorme cabeza redonda provista de un solo ojo. ¿De dónde sacaron esas extrañas representaciones los artistas que los plasmaron? ¿Por qué guardan tal semejanza con los modernos casos de contacto extraterrestre?

Otro ejemplo es el caso de los Dogon. Esta tribu africana vive en la República de Malí y, curiosamente, disponían desde hace más de cinco mil años de una información privilegiada en referencia a la estrella Sirio, imposible de adquirir sin los modernos conocimientos astronómicos.

En 1931 el antropólogo francés Marcel Griaule visitó por primera vez a los Dogon y descubrió que sus tradiciones más sagradas hablaban de una estrella compañera de Sirio y de la que, incluso, conocían el tiempo que tarda en completar su órbita. Los Dogon también sabían que es extraordinariamente densa y hablaban de una tercera estrella de la que, dicen, es mucho más ligera. Todos estos datos han podido ser cotejados, cinco mil años después, por D. Benest y J. L. Duvent quienes dedujeron en 1995 que la nueva Sirio C es una 'enana roja' quinientas veces menos densa que nuestro Sol. Los conocimientos de la tribu viene dada por una extraña leyenda: «un Dios hacedor del Universo mandó a nuestro planeta a un Dios menor y éste trajo semillas de plantas, implantó a los animales y creó la primera pareja de humanos».

En las escrituras sagradas del hinduismo hallamos de nuevo alusiones a estos «instructores» extraterrestres y a la «importación» de algunos frutos, en este caso el trigo: «Frutos y granos, desconocidos sobre la Tierra hasta entonces, fueron traídos desde otras lokas (esferas o planetas) por los Señores de la Sabiduría». Precisamente allí se generó la leyenda de Osiris, el Dios egipcio que, entre muchas otras cosas, enseñó a los habitantes del Valle del Nilo a vivir en ciudades y la agricultura. Osiris, según la leyenda, descendió del cielo en un barco volador.

Son muchos los que aseguran que esos contactos con seres extraterrestres se siguen produciendo hoy en día. Quizás el contactado más afamado del planeta sea el peruano Sixto Paz, quien sostiene desde el año 1974 que mantiene contacto con seres ajenos a nuestro mundo. Paz, autor de cinco libros, estará a partir del próximo 24 de julio en la localidad zamorana de Villalpando para impartir una conferencia y un taller titulado: 'Despertando la magia del ser interior'.

Sixto Paz tuvo su primer contacto extraterrestre en 1974. Llevaba un año practicando meditación cuando su madre su hermano y él se plantearon «la posibilidad de utilizar nuestro cerebro como antena receptora natural», según explica él mismo. El 22 de enero de 1974, en la sala de estar de la familia Paz, «cogimos papel y lápiz, nos relajamos e iniciamos la concentración. A los 15 minutos vino a mí un deseo irrefrenable de escribir y el lápiz empezó a hacer garabatos, pero luego salieron una serie de palabras: 'Sala de hogar buena para comunicación. Me llamo Oxalc, soy de Morlen, luna de Júpiter. Ustedes le llaman Ganímedes, podemos tener contacto. Pronto nos verán'».

Al día siguiente la sala se llenó de personas que esperaban un nuevo mensaje de Ganímedes. Sixto no creía que fuera a pasar nada, «pero cuál sería mi sorpresa cuando en el nuevo mensaje de aquel día, el extraterrestre nos citaba el 7 de febrero a las 9 de la noche a 60 kilómetros al sur de Lima, en el desierto. Nos presentamos con 24 horas de antelación. Cuando llegó la hora de la cita, un objeto en forma de disco apareció por el horizonte y se situó a 80 metros de los allí congregados». Sintieron pánico y terror, «cada uno mirábamos al lugar hacia donde podíamos salir corriendo», nos comenta Sixto.

Los avistamientos continuaron. El que cambió el destino de Sixto Paz ocurrió en julio de 1974, durante el transcurso de otro avistamiento 'previa cita'. «Venía caminando por Chilca en compañía de otras veinte personas y de repente me encuentro sólo, dos kilómetros por delante de los demás. Ví una media luna dorada, brillante, en el suelo».

Era un 'xendra', una especie de puerta en el tiempo y el espacio. Paz asegura que medía 5 metros de diámetro y que se sentía atraído por ese extraño objeto. «Vi en su interior a un ser alto, de pelo largo, rasgos mongoloides...que me indicaba que me acercara». Sixto atravesó la luz, que le llevó «a un lugar muy distinto a Chilca. Al fondo había unas grandes cúpulas que según me dijo Oxalc eran la ciudad de Cristal o Matriz. Al fondo de un valle entre montañas se podía ver una ciudad compuesta por gigantescos domos o cúpulas de cristal, donde todo era redondeado y no había ángulos. De un momento a otro me encontraba a seiscientos millones de kilómetros de la Tierra».

El ser le habló de un gobierno conformado por un Concejo de 24 Ancianos, cuya labor, según explica el contactado «es impedir que nadie intervenga en tal o cual lugar de la Galaxia». «Me mostró también en una pantalla como de gas suspendida en el aire, de un color verde con fogonazos de color naranja, una serie de imágenes de lo que según ellos podría llegar a ser el futuro planetario, con las advertencias respectivas para que nos comprometamos con revertir el futuro», asegura Sixto Paz. Los contactos han continuado a lo largo de los años, con multitud de avistamientos y vivencias; con nuevos pasos interdimensionales Xendra, que han involucrando a personas procedentes de más de cuarenta países.


 

 
© AIS 2004
Info legal | Privacidad | Datos de contacto | Cómo llegar
Avinguda Diagonal 430 1º 1ª 08037 Barcelona Tel. 93.301.30.24 Fax 93.301.87.44